“CMDB is dead”

Ya he escrito en otras ocasiones sobre críticas a la implementación de la CMDB dentro delos proyectos ITIL en las empresas, de nuevo me he encontrado otras opinión interesante sobre este tema.

En este caso es ciertamente ácida, cito algunas de las frases más jugosas:

  • Most small orgs and companies just dont need it. Its honestly only useful when you breach some amount of scale.
  • ITIL definition of what should be in a CMDB has been effectively unachievable because of the costs associated
  • it doesnt. Really, it never has. And even with the highest priced tools on the market today never will. At best its an audit-against tool that you can see

Estoy de acuerdo en que algunas herramientas de CMDB no son más que inventarios de activos, pero es que eso ya no es poco para muchos clientes. También en que las empresas de pequeño tamaño no son capaces de recuperar las inversiones y costes de administración necesarios para mantener una CMDB. Por ello también estoy de acuerdo en que “cierto concepto de CMDB” está muerto y no hay temor de que resucite. Voy a explicar a que me refiero con algún ejemplo práctico, vuelvo a algo que ya he dicho en otros momentos, todo proyecto IT debe perseguir un objetivo concreto y un beneficio empresarial esperado.

Yo he visto de cerca implantaciones erróneas de CMDB (fracasadas sería más adecuado) y en mi opinión casi siempre el problema es que en algunos casos se persigue el objetivo de ser “ITIL Compliance” en lugar de conocer el objetivo tangible que perseguimos (reducir los errores en cambios del actual X a un deseado Y, mejorar la gestión de incidencias y el nivel de servicio obtenido, mejorar el proceso de despliegue en costes y eficacia). No tiene sentido aplicar modelos de gestión simplemente porque nos dicen que son mejores sin cuantificar los beneficios o saber que problema concreto perseguimos resolver. Creo que hay que considerar ITIL como lo que es, una guía de posibles caminos de mejora y procesos a considerar, creer que es la palabra revelada es un peligro, la gestión de la capacidad (por ejemplo) es algo apasionante para ciertas organizaciones y un proceso innecesario para otras.

Incluso en este enlace nos indican que es Gartner quien dice que la implantación de ITIL está siendo fallida.

Los motivos de estos problemas en mi opinión son:

  • Que los fabricantes están intentando vender una misma solución para todos los problemas (las aplicaciones de gestión).
  • Que el concepto de CMDB es exageradamente amplio. Y eso obliga a las herramientas.
  • Que se quiere automatizar primero en lugar de estandarizar, ¿porqué no un estándar de identificación (similar a SMNP) y que los sistemas proporcionen la información a la CMDB en XML? No tiene sentido pretender inventariar los dispositivos desde fuera, los modelos antiguos tiene sentido pero no costaría nada que los nuevos sistemas se autoidentifiquen.
  • Que la CMDB se convierte en un fin y no en un medio.
  • La estimación de las inversiones es imprecisa, pero la estimación del coste de gestión es terriblemente optimista.
  • Sobre todo y principal no definir objetivos.

Sigo pensando que los proyectos de implantación de CMDB tienen validez en muchos entornos, probablemente lo mejor para no hacer inversiones inútiles es comenzar el proyecto por un proyecto de inventario de activos (que tiene muchos beneficios y muy rápidos, suelen pagarse solos en menos de un año) y cuando ya dispones de un inventario de activos considerar las ventajas de avanzar a la CMDB.

Una CMDB correctamente dimensionada en alcance y amplitud es una herramienta muy útil para una adecuada gestión de cambios y la mejora de la disponibilidad de los servicios, y en grandes corporaciones son dos procesos críticos. Sin ir más lejos, hace unas semanas uno de mis clientes tuvo ocho aplicaciones de negocio utilizadas por cientos de usuarios caídas por una mala planificación de los cambios y una gestión incompleta de las relaciones entre los sistemas. No es que una CMDB lo hubiera evitado, pero disponer de la información adecuada (que no es trivial encontrar allí) si lo habría hecho.

Curva de Gartner

Por finalizar, no creo que la CMDB esté muerta, pero desde luego ha pasado su momento de tecnología “hype” sobrevalorándola, puede que ahora pasado este pico inicial comencemos a aplicar adecuadamente un concepto y una herramienta que tiene mucho que aportar. Recordemos la famosa curva de Gartner sobre la evolución de las tecnologías.

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: