El error de la publicidad online: Matar la atención

Una interesante reflexión sobre los problemas de rentabilizar la publicidad online de Seth Godin: “Once you overload the user, you train them not to pay attention”.

Las herramientas de bloqueo de publicidad como AdBlock han nacido precisamente de esa sobrecarga de imágenes, cuando llega un momento que se convierten en molestias el usuario acaba primero por no atender y luego por anularlas.

Los medios digitales (o las ediciones online de los medios tradicionales) creyeron que podrían añadir publicidad constantemente hasta convertirse en rentables, poner enlaces intermedios para acceder a los artículos, en definitiva saturar al lector, acabo de comprobar en la portada de uno de los periódicos online de España, hay 12 anuncios, varios de ellos además cambian según lees la portada, la página además ocupa varias pantallas (de modo que los anuncios cambian pero no se ven) y tiene un considerable peso de descarga.

Al final lo que consiguen es que el usuario se aleje de las páginas de los medios y recurra a agregadores RSS, o que navegue sin fijarse. Han renunciado (o han matado) lo más importante, la atención del lector.

A estas alturas no queda más solución que la creación de modelos de negocio alternativos, o conseguir competir en costes en el medio online. Incluir más anuncios es una solución a corto plazo que produce poco retorno a los anunciantes y reduce de modo constante el valor de la publicidad basada en banners.

Todavía quedan modelos viables, como la publicidad contextual de Google o la publicidad reducida de Facebook o Twitter. Pero cada vez que alguien analiza la diferencia entre gasto en publicidad sobre tiempo de atención del usuario debería pensar en que posiblemente no se está sabiendo realizar el impacto publicitario.

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: