Cuando tu aliado pasa a ser tu competidor (HP vs Oracle)

HP ha presentado una demanda contra Oracle ante la Comisión Nacional de la Competencia (CNC) por el abandono del desarrollo sobre Itanium.

Esta situación es habitual cuando de repente alguien con quien te aliabas para competir contra un enemigo común (IBM) se transforma en competidor directo o daña tu mercado (Microsoft – IBM, SAP – Microsoft, etc..)

De la noticia:

estas prácticas derivarían de la decisión de Oracle, anunciada el 22 de marzo de 2011, de suspender todos sus desarrollos de software para el procesador Itanium de Intel, utilizado fundamentalmente en la familia de servidores Integrity de HP

Dudo de las opciones de esta demanda, aunque a primera vista pueda ser entendible que Oracle ha buscado dañar a HP, también se puede alegar que los costes de mantener un desarrollo para una plataforma poco utilizada (con la que además compites ahora con tus maquinas SUN) son demasiado altos y poco rentables.

Si hay algún “correo ocurrente” de un directivo de Oracle puede que tengan opciones, en caso contrario creo que se quedará en pataleta y señal de debilidad por parte de HP.

Las empresas seguirán confiando en BPM en 2012

La inversión en BPM seguirá incrementándose en 2012 según Gartner de un modo notable, el 54% de las organizaciones incrementarán en más de un 5% su inversión y el 20% en más de un 10%. BPM es la vía preferida por las compañías para seguir creciendo y competir, como ya comenté hace poco España es un mercado que confía en BPM igualmente.

Hay una frase muy interesante de los analistas de Gartner:

“However, there is a mismatch between what users think they will achieve from BPM and what they actually achieve”

La causa de este último punto de promesas incumplidas, retornos exagerados o proveedores fantasiosos que prometen que simplemente la compra de una tecnología resuelve los problemas. La exigencia entre los proveedores de servicios debe ser máxima para no hundir unas soluciones potentes para las empresas. Recordemos las promesas incumplidas de los sistemas CRM o BI y el tiempo que tardó en recuperarse la fe en ellos y volver a invertir.

Es muy interesante que la inversión inicial más habitual sea de menos de 100.000 $, porque esto demuestra que en contra de lo que muchos proveedores venden se puede iniciar en el mundo BPM con inversiones controladas, con adecuados retornos y sin dar saltos al vacío de años de tiempo.

Visto en BPM-SPAIN.

El mercado BPM sigue creciendo en España

El mercado BPM continua creciendo en España a un ritmo de un 6%. Y esto es dentro de un contexto de crisis, ¿es una apuesta por la mejora de la competitividad o una moda pasajera? Las conversaciones que tengo con los clientes apuntan más a la primera opción, una lucha contra la ineficacia y la mejora competitiva.

Es una buena noticia que las empresas se enfoquen en la mejora de su proceso, además España lo está haciendo a un ritmo superior a los países de su entorno, lo que demuestra una profunda convicción en la eficacia de nuevos modelos empresariales.

España sigue siendo el tercer país de toda Europa, detrás de Alemania e Inglaterra, que avanza a buen ritmo desde hace ya varios años en el ámbito empresarial y en las Administraciones Públicas, en cuanto a la automatización y gestión de procesos.

Además esta noticia demuestra la pujanza de un mercado con miras al exterior (cuando la competencia es interna no precisas de mejoras si tu competidor no las utiliza) y esto es de nuevo una noticia positiva.

El 39% de las companías dicen disponer de “algun tipo de solución”, esto ya me parece una mala noticia porque si bien estamos profundizando en la gestión de los procesos de las empresas podría ser que estemos invirtiendo un capital vital para las compañías en herramientas que no son en realidad soluciones BPM y no tienen el necesario recorrido posterior a la automatización.

¿De qué sirve un sistema BPM que no permite una optimización de los proceso automatizados y su análisis? De nada, es un modo más de desarrollar aplicaciones que no dará beneficios a medio plazo sino que posiblemente introduzca complejidad en la arquitectura de sistemas de las compañías.

Microsoft BPM: algún día

Marcos Milanesio sugiere en su artículo que la compra de Metastorm BPM y Global 360 por parte de Open Text podría ser un primer paso (intermedio) para que Microsoft tenga su propia plataforma BPM. La idea sin ser una locura (todo puede pasar, sobre todo con quien tiene tanto dinero como Microsoft) pero no creo que haya sido premetitada.

Estoy de acuerdo con Marcos, Microsoft no tiene una oferta BPM ni siquiera medio seria (Visio + CRM + Biztalk + Sharepoint no lo es ni de lejos) y no debería seguir ignorando uno de los mercados en crecimiento en las soluciones de Software. Pero como ya he dicho en ocasiones el exceso de frentes abiertos para Microsoft le perjudica enormemente, no puedes pelearte con Google, Apple, Sony, SAP, Oracle y todo el open source a la vez, sencillamente tu CEO en algún momento debería respirar.

Con los movimientos de Oracle e IBM centrándose en el mundo Middleware sus propuestas BPM están claras y muy centradas, compre nuestra plataforma (completa) y haga sobre ella lo que quiera, Oracle es más ambicioso (al incluir Siebel y Oracle ERP) pero al mismo tiempo menos centrada (no acaban de explicar para que el CRM o el ERP precisan el Middleware). Al mismo tiempo SAP (que viene como un elefante, con calma pero con determinación) ofrece su presencia en el mundo BPM, si al mismo tiempo miras hacia Microsoft solo puedes pensar que han desechado este mercado y que cuando lleguen no podrán igualar las propuestas de estos tres competidores.

Puede que Microsoft esté dispuesto a luchar a fondo en la pelea de los terminales (donde se juega la supremacía) y abandone este entorno, como parece que ha abandonado el ERP (Microsoft Dynamics no parece empujar demasiado el mercado, y es un buen producto).

Sobre las “cuatro esquinas” que propone Marcos, no estoy de acuerdo, se ha olvidado de los “pure playes” com Tibco, Pega, Ultimus, etc.. que son los que innovan en ideas el mundo BPM (cada vez que IBM u Oracle compran algo parece que le echan el ancla). Puede que SAP se compare con ellos en poco tiempo, pero no veo a Microsoft igualando la posición de Tibco o Pega en poco tiempo (Ultimus al igual que Open Text siempre puede ser “comprado” e incorporado).

En mi opinión Microsoft ha olvidado el camino de Oracle e IBM, su posición quiere estar con Google y Apple. IBM supo salir de las luchas fronterizas y tener una posición sólida, por eso tiene 100 años.

La pésima fama de SOA

Buscando imágenes adecuadas para una presentación me he encontrado estos dos chistes que desde luego no puedo incluir en el documento del cliente pero se merecen un poco de homenaje…

La fama de SOA es realmente pésima, gran parte de la culpa es de los profesionales de esta tecnología (donde me incluyo), veremos como acaba el cloud computing. Los originales aquí y aquí.

Concretando

Palabrería

Una alternativa a la neutralidad pura de la red.

Estos días de nuevo estamos en un proceso de ajuste legislativo sobre la neutralidad de la red.

En mi opinión sigue siendo sorprendente la diferenciación entre internet móvil (donde la neutralidad no existe, empezando porque la voz tiene prioridad sobre el tráfico de datos en las redes 3G y GSM, acabando por el control de tráfico sobre las aplicaciones de mensajería) y red de internet fija. Mientras el debate parece muy encendido en defensa de la neutralidad pocos dicen con claridad que las operadoras ni son neutrales ni permiten cualquier tráfico (como prueba, Skype solo funciona por conexiones Wifi en mi teléfono, no he visto manifestaciones en la puerta de los operadores móviles).

Desde luego no estoy a favor de permitir la manipulación de Internet por los operadores (en un mundo de competencia perfecta esto podría ser defendible, sería la competencia y el consumidor quien dictase las reglas pero las telecomunicaciones son mercados regulados por su tendencia al monopolio). Pero tampoco estoy a favor de cerrar la puerta a un análisis cuidadoso de los posibles beneficios.

Es cierto que la neutralidad es el “adn” de Internet, precisamente la no discriminación y el comportamiento “automático” intermedio es la garantía del sistema, pero también es cierto que las necesidades y la tecnología ha evolucionado de un modo demasiado relevante para ignorarlo.

Hacia el tiempo real y la calidad de servicio

Los protocolos TCP/IP no nacieron para gestión en tiempo real, en realidad en el mundo de comunicaciones “fiables” con calidad de servicio las redes como Token Ring de IBM tenían mucho más mercado, el triunfo de TCP/Ip fue (como casi siempre en ordenadores) el precio, era mucho más barata con diferencia. Pero la tendencia actual es empujar los usos en tiempo real (sistemas de navegación, comunicaciones, video, películas incluso).

Los problemas que causa este uso “bastardo” de la tecnología se solucionan con fuerza bruta, si quieres que las comunicaciones funcionen y den garantías necesitas dimensionar para el pico de necesidades. Yo quiero garantía de servicio en sistemas de navegación, video conferencia, etc.

Además las redes con control de tráfico ya existen y existirán (redes privadas), se está pretendiendo que no existen y limitando el servicio al consumidor.

La inteligencia en las comunicaciones

Hace muchos años los sistemas capaces de discriminar tráfico eran caros y poco eficientes. Hoy en día sería incluso viable proporcionar calidad de servicio en sistemas domésticos (que el tráfico de streaming por Wifi sea prioritario a la descarga inoportuna de un service pack de Windows por ejemplo). ¿Porqué debemos renunciar a las ventajas adicionales de esta tecnología salvo en redes privadas?, ¿simplemente por desconfianza hacia nuestro proveedor?

La red ya no es neutra

Servicios como Akamai cambian rotundamente la sensación del usuario, es falso que hoy cualquiera pueda competir desde Corea con un proveedor local, hay tecnologías que permiten ser más eficaz entregando el tráfico al usuario a las que solo tienen acceso mediante pago aquellos proveedores con más capacidad económica.

El deber de los políticos es evitar abusos de poder en mercados regulados, es decir, impedir que Telefónica discrimine Facebook en redes móviles para beneficiar a Tuenti o a Microsoft. Pero es (o debería ser, puede que la desconfianza sea sobre los políticos y su inmenso desconocimiento de la tecnología) perfectamente posible exigir la publicación de los protocolos de priorización de tráfico y determinar desde una comisión en que condiciones y para que fines se autoriza el control de tráfico.

Sobre las consecuencias en el consumidor, podemos temer que si Telefónica (pongo siempre este ejemplo por su posición dominante en España simplemente) pudiera vender un contrato sin neutralidad de red un euro más barato la gente aceptase de modo irreflexivo esta condición por esa escasa diferencia económica, pero ¿hay que defender al consumidor de su propia responsabilidad? ¿prohibimos contratar una cuenta corriente más cara a cambio de una olla exprés? Es evidente que no.

¿Es la legislación una garantía o un padre protector?

Sé que se alega que con la neutralidad corremos el riesgo de perder la libertad de expresión, la libre competencia, la elección del consumidor y muchas otras cosas, pero me parece que estamos prohibiendo una copa de vino en las comidas a la humanidad para erradicar el alcoholismo, es efectivo pero exagerado.

Tal vez nuestros políticos, nuestras empresas y nuestros consumidores no estén capacitados para un arreglo mejor.

Personalmente considero que se debería permitir a las operadoras analizar que mejoras pueden aportar al servicio al cliente con sistemas de optimización de tráfico, poniendo algunas salvaguardas que eviten riesgos y una comisión de control de competencia capacitada para intervenir. Las siguientes salvaguardas podrían ser suficientes:

  • Obligar a que el contrato con servicio de calidad de servicio (no neutral) sea siempre más caro que el contrato con tráfico neutral, de modo que solo lo contrate el usuario que aprecie las ventajas, de ese modo las operadoras solo lo usarán como mejora del servicio y no para obtener ventajas. Impedimos la captación de usuarios por desconocimiento.
  • Exigir un registro del tráfico prioritario y justificación de cara al usuario, impidiendo que se corresponda con contratos comerciales exclusivos, y prohibir la discriminación de otros competidores (Tuenti vs Facebook). Cualquier competidor deberá poder “engancharse” a las condiciones de los demás proveedores de contenidos y el precio del “tráfico prioritario” deberá ser proporcional al coste adicional. Además podemos permitir que sea el usuario quien decida el tráfico que quiere priorizar.
  • Reservar parte (más de un 70% por ejemplo) del tráfico disponible a la gestión neutral de la red para impedir la aparición de competidores emergentes.
  • Considerar que solo se permita la gestión de tráfico en el nodo final (conexión del usuario) y no en las redes intermedias que podrían seguir siendo neutrales.

Es posible que con estas reglas no sea suficiente, pero para eso pagamos comisiones de control de competencia. Para que las hagan ellos.

Thyssen mejora su competitividad combinando gestión de calidad ISO, sistemas BPM y SAP

Esta es una muy interesante historia de éxito, ThyssenKrupp Steel USA ha conseguido optimizar su cadena de suministro y su sistema de producción aplicando una combinación de análisis de procesos (calidad – ISO), sistemas BPM sobre su entorno SAP ERP ya existente.

Pueden ver el caso aquí (aquí en enlace donde lo encontré).

Básicamente TSK ha realizado los siguientes pasos:

  • Ha escogido un framework de procesos (APQC – American Productivity & Quality Center) para tener una base de partida en el modelo de procesos de negocio.
  • Ha seleccionado un BPMS que sigue este framework de procesos (Nimbus) y que les permitía disponer de aceleradores de implantación.
  • Ha jerarquizado los niveles de visión de los procesos (políticas, mapas, instrucciones operativas y documentación) para facilitar el trabajo.
  • Ha alineado sus esfuerzos en calidad de procesos con el sistema BPMS (parece obvio pero no es tan común como debería).
  • Ha aplicado Lean y Six Sigma donde ha sido necesario.

Por lo visto los resultados son bastante espectaculares (la inversión también, parece que es una nueva planta lo que facilita mucho las cosas).

Aunque el tamaño de este proyecto (casi faraónico – “$5 billion to build the world’s newest and most efficient steel”) lo hace parecer fuera del alcance de una empresa más pequeña más que fijarse en el volumen del proyecto lo recomendable es tener muy presente la metodología del mismo. Aplicar revisión de procesos, alinear las decisiones y seleccionar un BPMS adecuado a sus necesidades.