Una alternativa a la neutralidad pura de la red.

Estos días de nuevo estamos en un proceso de ajuste legislativo sobre la neutralidad de la red.

En mi opinión sigue siendo sorprendente la diferenciación entre internet móvil (donde la neutralidad no existe, empezando porque la voz tiene prioridad sobre el tráfico de datos en las redes 3G y GSM, acabando por el control de tráfico sobre las aplicaciones de mensajería) y red de internet fija. Mientras el debate parece muy encendido en defensa de la neutralidad pocos dicen con claridad que las operadoras ni son neutrales ni permiten cualquier tráfico (como prueba, Skype solo funciona por conexiones Wifi en mi teléfono, no he visto manifestaciones en la puerta de los operadores móviles).

Desde luego no estoy a favor de permitir la manipulación de Internet por los operadores (en un mundo de competencia perfecta esto podría ser defendible, sería la competencia y el consumidor quien dictase las reglas pero las telecomunicaciones son mercados regulados por su tendencia al monopolio). Pero tampoco estoy a favor de cerrar la puerta a un análisis cuidadoso de los posibles beneficios.

Es cierto que la neutralidad es el “adn” de Internet, precisamente la no discriminación y el comportamiento “automático” intermedio es la garantía del sistema, pero también es cierto que las necesidades y la tecnología ha evolucionado de un modo demasiado relevante para ignorarlo.

Hacia el tiempo real y la calidad de servicio

Los protocolos TCP/IP no nacieron para gestión en tiempo real, en realidad en el mundo de comunicaciones “fiables” con calidad de servicio las redes como Token Ring de IBM tenían mucho más mercado, el triunfo de TCP/Ip fue (como casi siempre en ordenadores) el precio, era mucho más barata con diferencia. Pero la tendencia actual es empujar los usos en tiempo real (sistemas de navegación, comunicaciones, video, películas incluso).

Los problemas que causa este uso “bastardo” de la tecnología se solucionan con fuerza bruta, si quieres que las comunicaciones funcionen y den garantías necesitas dimensionar para el pico de necesidades. Yo quiero garantía de servicio en sistemas de navegación, video conferencia, etc.

Además las redes con control de tráfico ya existen y existirán (redes privadas), se está pretendiendo que no existen y limitando el servicio al consumidor.

La inteligencia en las comunicaciones

Hace muchos años los sistemas capaces de discriminar tráfico eran caros y poco eficientes. Hoy en día sería incluso viable proporcionar calidad de servicio en sistemas domésticos (que el tráfico de streaming por Wifi sea prioritario a la descarga inoportuna de un service pack de Windows por ejemplo). ¿Porqué debemos renunciar a las ventajas adicionales de esta tecnología salvo en redes privadas?, ¿simplemente por desconfianza hacia nuestro proveedor?

La red ya no es neutra

Servicios como Akamai cambian rotundamente la sensación del usuario, es falso que hoy cualquiera pueda competir desde Corea con un proveedor local, hay tecnologías que permiten ser más eficaz entregando el tráfico al usuario a las que solo tienen acceso mediante pago aquellos proveedores con más capacidad económica.

El deber de los políticos es evitar abusos de poder en mercados regulados, es decir, impedir que Telefónica discrimine Facebook en redes móviles para beneficiar a Tuenti o a Microsoft. Pero es (o debería ser, puede que la desconfianza sea sobre los políticos y su inmenso desconocimiento de la tecnología) perfectamente posible exigir la publicación de los protocolos de priorización de tráfico y determinar desde una comisión en que condiciones y para que fines se autoriza el control de tráfico.

Sobre las consecuencias en el consumidor, podemos temer que si Telefónica (pongo siempre este ejemplo por su posición dominante en España simplemente) pudiera vender un contrato sin neutralidad de red un euro más barato la gente aceptase de modo irreflexivo esta condición por esa escasa diferencia económica, pero ¿hay que defender al consumidor de su propia responsabilidad? ¿prohibimos contratar una cuenta corriente más cara a cambio de una olla exprés? Es evidente que no.

¿Es la legislación una garantía o un padre protector?

Sé que se alega que con la neutralidad corremos el riesgo de perder la libertad de expresión, la libre competencia, la elección del consumidor y muchas otras cosas, pero me parece que estamos prohibiendo una copa de vino en las comidas a la humanidad para erradicar el alcoholismo, es efectivo pero exagerado.

Tal vez nuestros políticos, nuestras empresas y nuestros consumidores no estén capacitados para un arreglo mejor.

Personalmente considero que se debería permitir a las operadoras analizar que mejoras pueden aportar al servicio al cliente con sistemas de optimización de tráfico, poniendo algunas salvaguardas que eviten riesgos y una comisión de control de competencia capacitada para intervenir. Las siguientes salvaguardas podrían ser suficientes:

  • Obligar a que el contrato con servicio de calidad de servicio (no neutral) sea siempre más caro que el contrato con tráfico neutral, de modo que solo lo contrate el usuario que aprecie las ventajas, de ese modo las operadoras solo lo usarán como mejora del servicio y no para obtener ventajas. Impedimos la captación de usuarios por desconocimiento.
  • Exigir un registro del tráfico prioritario y justificación de cara al usuario, impidiendo que se corresponda con contratos comerciales exclusivos, y prohibir la discriminación de otros competidores (Tuenti vs Facebook). Cualquier competidor deberá poder “engancharse” a las condiciones de los demás proveedores de contenidos y el precio del “tráfico prioritario” deberá ser proporcional al coste adicional. Además podemos permitir que sea el usuario quien decida el tráfico que quiere priorizar.
  • Reservar parte (más de un 70% por ejemplo) del tráfico disponible a la gestión neutral de la red para impedir la aparición de competidores emergentes.
  • Considerar que solo se permita la gestión de tráfico en el nodo final (conexión del usuario) y no en las redes intermedias que podrían seguir siendo neutrales.

Es posible que con estas reglas no sea suficiente, pero para eso pagamos comisiones de control de competencia. Para que las hagan ellos.

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: